Vence de una vez la procrastinación y construye un hábito de Ejercicio Físico

No es facil ser disciplinado al momento de construir una disciplina de ejercicio físico. Yo me propuse incluir el ejercicio físico en mi vida por razones de salud, sin embargo muy en mi adolescencia lo que me impulso a hacerlo tal vez era el hecho que yo estaba tan flaco que parecía un gancho de colgar ropa. Afortunadamente estaba rodeado de vecinos que les gustaba hacer deporte.

Mi historia

Lo primero que hice fue salir a trotar de vez en cuando, sin lograr mayor adherencia a aquella práctica. A continuación, proseguí a frecuentar el famoso Club Kiwanis de mi Ciudad para jugar Basketball con los duros del barrio, donde destaqué por ser muy malo, así que también… abandonado. Posteriormente mi papá tuvo la iniciativa de patrocinar un equipo de Futbol de nuestra localidad, obviamente la estrella del equipo era su servidor. Había mucha emoción y expectativa. El primer movimiento fue comprar los respectivos guayos a la altura, me entregaron el uniforme similar al de Napoli porque mi papá creo era fan de Maradona, y estaban dadas las cosas para empezar mi carrera como Futbolista Profesional. Ya me pintaba en Europa que era mi ambiente natural.

Así que todo estaba dispuesto, el Jimmy (el técnico) dando instrucciones con sus acostumbrados gritos al costado de la cancha y yo ahí formando la defensa más férrea que puede existir en el universo. Así fue que sonó el pito y arrancó la vaina. El partido discurría normalmente cuando de repente el adversario disparó un tiro al arco absolutamente peligroso, pero ahí estaba yo, ja!, o mas exactamente mi area genital, dejándome aquel ataque al marco completamente reducido; no podía escuchar las instrucciones ‘emputadas’ del Jimmy en ese momento porque el dolor estaba agudo, así que después el que se emputó fui yo, y pedí cambio inmediato. Ahí acabó mi carrera de futbolista. Por su supuesto sin secuelas.

En fin, muchas historias por contar, también practiqué Beisbol en mi colegio… versión resumida: ojo negro al tratar de capturar un “Fly” como se dice en lenguaje beisbolero. Alguna vez estuve en Taekwondo, no me fue mal pero no tuve constancia.

Lo que te recomiendo

Toda esta retahíla para remarcar que ser constante en ejercicio físico no es algo sencillo, pero no es imposible, mi recomendaciones al respecto son las siguientes:

1. Toma conciencia que es algo que necesitas, y además de va a hacer sentir mejor

2. Planteate metas pequeñas para cumplir y después de que notes que has adquirido constancia con estas metas pequeñas, ve subiendo nivel. No pretendas salir correr una media maratón de la noche a la mañana, por ejemplo.

3. Planifica. Prepara cada semana y destina en tu calendario un dia y un tiempo para cumplir tu objetivo.

4. Es posible que el primer mes sea muy duro, pero cuando ya entres en calor, muy seguramente lo vas a extrañar por la sensación de bienestar que vas a experimentar.

Lo que finalmente hice yo, y también es un Tip a compartir, fue buscar algo nuevo  que estimulara mi curiosidad, y que me diera algún valor agregado, así que empece a buscar en internet diferentes tipos de Artes Marciales que como se dieron cuenta fue en lo medio dí la talla. Fue así como decidí empezar a practicar Krav Maga; y sí señores estoy muy disciplinado con el tema. Con mi instructor hago entrenamiento funcional y después la parte técnica de Krav maga.

Así que anímense y empiecen una rutina de entrenamiento físico.

Les dejo aquí abajo un link para la academia de Krav Maga, en caso que les interese, si van como referidos míos obtendrán una rebaja de un 15%. El Instructor se llama Andrés; pueden pedir una Clase de Cortesía totalmente gratis y el también ofrece sus servicios a Domicilio.

Academia de Krav Maga Colombia

 

Saludos.